Olores característicos en los animales









En la vida no siempre es necesario distinguir entre muchos olores. Existe una larva de escarabajo que se alimenta de las raíces de la vid y sólo es sensible al olor del bióxido de carbono que aquéllas desprenden
Cualquier otro aroma le es indiferente, pero el bióxido de carbono la conduce resueltamente hasta su meta.
Toda criatura viviente porta moléculas de su olor característico que desprende del cuerpo en forma de sudor, aliento, desechos corporales, etc. A cada paso que damos, dejamos atrás millones de partículas que constituyen nuestro rastro más genuino.
Los seres cuya existencia discurre generalmente en el aire, apenas dejan huella de
olor en el suelo. No obstante, las mariposas, en la época del apareamiento, pueden atraer con su aroma a un compañero situado a varios kilómetros de distancia. Las hembras llevan un receptáculo de perfume que
tan sólo pesa una diezmilésima de miligramo, y lanzan al aire fracciones minúsculas.
Las partículas olorosas pueden ser detectadas por un macho a 12 km de distancia.


viernes, 18 de febrero de 2011

No hay comentarios :

Entradas populares