El pulgar dirigido hacia abajo significaba muerte en el circo romano.









Un cuadro del artista francés lean Léon Géróme (1824- 1904), expuesto por primera vez en 1873, y que fue extraordinariamente difundido en forma de grabados, mostraba a un emperador romano dirigiendo el pulgar hacia abajo para que un gladiador matase a su adversario caído. Quizás este cuadro motivó la leyenda del conocido gesto, pues no consta en parte alguna que la señal de la muerte en el circo consistiera en volver hacia abajo el dedo pulgar.
Una traducción de 1693 de las Sátiras, de Juvenal, que vivió aproximadamente entre los años 60 y 140 de nuestra era, se refería a «la plebe que mataba volviendo el pulgar hacia sí». Ellatinista ]ohn Mayor explicaba en su edición de 1853 de la obra de Juvenal: «Quienes deseaban la muerte del gladiador vencido volvían el pulgar hacia el pecho para indicar al vencedor que le acuchillase. Quienes querían perdonarle dirigían el pulgar hacia abajo, como signo de que se arrojase la espada.»
Los emperadores romanos consultaban a los espectadores antes de dar la señal de vida o muerte al gladiador victorioso.
El Diccionario Latino de Lewis y Short (1880) dice acerca de la palabra "pollex (pulgar): «Cerrar el pulgar Cpremere) era signo de aprobación; extenderle (uertere, conuertere, pollex infestus) era signo de desaprobación.»

sábado, 18 de junio de 2011

No hay comentarios :

Entradas populares