Mapache










Los asombrosos mapaches
Mapache

Mapache

El mapache norteamericano, Procyon lotor, puede llegar a constituir una plaga tanto en áreas urbanas como agrícolas, debido a su costumbre de escarbar en busca de alimento en basureros, cultivos y aguas residuales. La causa de este comportamiento puede encontrar su reflejo en la curiosidad instintiva que muestra este animal en la naturaleza. Otra de las peculiaridades del mapache es su costumbre de lavar la comida mientras la manipula con sus patas delanteras, cosa que también hace incluso en ausencia de agua.





Mapache
Los mapaches u ositos lavadores que habitan actualmente en Europa son originarios de América del Norte. Los primeros ejemplares se escaparon de granjas peleteras o fueron liberados intencionadamente.

Mapache, también llamado osito lavador, este mamífero carnívoro vive desde el sur de Canadá hasta el norte de Sudamérica. La cabeza es ancha, con un hocico corto y apuntado y las orejas, de forma triangular, siempre están erectas. Tiene el cuerpo rechoncho, cubierto por un pelaje denso y largo y la cola también es peluda. Las patas son cortas y hay cinco dedos en cada extremidad. El mapache camina sobre las plantas de los pies, apoya el talón en el suelo como lo hacen los osos y los seres humanos. La coloración general es pardo-grisácea y gris más claro en la parte ventral, con unas manchas negras características que rodean los ojos, como si el animal llevara un antifaz. La cola presenta un dibujo anillado, con seis o siete bandas pardo oscuras o negras. Un mapache tiene entre 0,62 cm y 1 m de longitud, incluyendo la cola, que oscila entre 20 y 40 centímetros.

La especie más común en Norteamérica suele habitar en zonas de bosques, cerca de arroyos o charcas. Pasan la mayor parte de su tiempo en los árboles y son buenos nadadores, aunque también pueden bajar al suelo de vez en cuando. Presenta una gran flexibilidad para adaptarse a los cambios de su entorno. Por esta causa, el mapache también puede vivir en zonas de cultivo o áreas suburbanas. Caza durante la noche y come pájaros, ratones, huevos, insectos, peces, ranas e incluso carroña; a veces complementa su dieta con nueces y fruta. Recibe el nombre de osito lavador por su costumbre de humedecer la comida en agua antes de comerla; esta pauta de conducta ha sido observada en cautividad; en libertad, chapotean con las manos en aguas someras para encontrar comida. Los mapaches de distribución más septentrional pasan el invierno en una guarida, que suele ser en un hueco de un tronco en lo alto de los árboles, pero no hiberna y sale en busca de alimento siempre que el clima se lo permite. La época de celo ocurre en enero y en febrero, y se sabe que los machos son polígamos. Tras un periodo de gestación de unos dos meses, la hembra pare una camada de cuatro a seis crías; éstas nacen en primavera y permanecerán junto a la madre durante el primer año de su vida.
Otra especie es el agouara, mayuate o mapache cangrejero, que vive desde Costa Rica hasta el norte de Sudamérica. Es algo más grande que la especie anterior, aunque la cola es más corta; además, los dientes son más robustos y fuertes; el pelaje, más corto, es gris oscuro con manchas amarillentas.

Clasificación científica: los mapaches pertenecen a la familia de los Prociónidos, dentro del orden de los Carnívoros. Constituyen el género Procyon. La especie norteamericana recibe el nombre científico de Procyon lotor y el mapache cangrejero se clasifica como Procyon cancrivorus. Hay unas siete especies de mapache, y excepto las anteriores, todas son insulares: el mapache de Cozumel (Procyon pygmaeus), el mapache de Tres Marías (Procyon insularis), el mapache de Bahamas (Procyon maynardi), el mapache de Guadalupe (Procyon minor), y por último, el mapache de Barbados (Procyon gloveralleni).

miércoles, 18 de julio de 2012

No hay comentarios :

Entradas populares