El lugar más frío del mundo










Si nos comparamos con otras especies, fácilmente  nos damos cuenta que estamos en desventaja física, el cuerpo humano es demasiado débil para soportar las inclemencias de la naturaleza. El calor extremo nos mata  rápidamente, el frio también lo hace en cuestión de minutos. El rey de la creación, como  ufanamente nos hemos dado en llamar. En la selva,  en las regiones polares, en un ambiente inhóspito estamos desprotegidos, sino tenemos  un ambiente controlado. No contamos con las ventajas evolutivas de las bestias; no tenemos un duro esqueleto ni un exoesqueleto, piel gruesa ni pelambre que nos proteja.

Un hombre es incapaz de soportar bajas temperaturas, su cuerpo no está diseñado para las inclemencias del clima. Por ejemplo el oso polar, tiene un pelambre impermeable y  una gruesa capa de grasa que lo protege del tremendo frio glacial del Polo Norte.
Si un hombre, enfundado en grueso traje protector contra el frio, llega a caer en las aguas polares,  prácticamente está muerto,  las bajísimas temperaturas lo congelarían de inmediato y  moriría en el acto. Si nadie lo auxilia y corta sus ropas con celeridad y lo abriga, el hombre mojado al exponerse al aire congelaría sus ropas, que como mortajas lo aprisionarían matándolo.

En los Polos, Norte y Sur y, en la Antártida, existen temperaturas tan extremas como los 90 grados bajo cero, son temperaturas inimaginables, brutales que destruyen cualquier organismo vivo. Si pudiéramos hacer  un experimento, y pondríamos a  hervir una olla con agua y arrojarla al aire,  el agua caería convertida en  finos vidrios congelados. A temperaturas tan extremas, el cuerpo no alcanza a presentar los conocidos síntomas de hipotermia y congelamiento, donde el sistema circulatorio  deriva la sangre a la parte central del cuerpo para preservar los órganos vitales, provocando con esto, que lo primero que se congele sean las extremidades; por eso encontramos que las personas que sufren congelamiento y sobreviven, pierde dedos de pies y manos. ¡No! a estas temperaturas  la congelación es instantánea, este frio glacial  te convierte en una paleta humana en cuestión de minutos; no sufrirías mucho tiempo; al respirar, el aire congelaría instantáneamente los pulmones, serían como agujas filosas atravesando las  entrañas;  a temperaturas tan extremas no existe ninguna oportunidad de sobrevivir y la muerte llegaría en poco tiempo.

Temperaturas tan bajas, se pueden encontrar en los polos y la Antártida, pero existe un lugar extremadamente frio, donde las temperaturas están por debajo de  los 93 grados centígrados bajo cero; este lugar sería un infierno donde el diablo no tendría ninguna oportunidad de sobrevivir. Los científicos dicen que el lugar más frio de la Tierra  se encuentra en una cordillera de la meseta antártica oriental. Allí reina el frio mortal y nada, ni nadie puede respirar  el frio y  letal aire, capaz de congelar instantáneamente.


miércoles, 22 de octubre de 2014

No hay comentarios :

Entradas populares