Esponja









Esponja
Esponja tubular púrpura y amarilla
Esta esponja muestra una de las múltiples formas corporales típicas de las esponjas. Éstas, consideradas las más antiguas entre los animales multicelulares, se remontan en el registro fósil hasta el periodo cámbrico, hace unos 570 millones de años. Sus cavidades interiores ofrecen abrigo a cangrejos pequeños, estrellas de mar y otros invertebrados marinos.

Esponja, cualquiera de unas 5.000 especies que constituyen un filo de animales invertebrados sencillos. Las esponjas son sobre todo marinas, aunque hay unas pocas especies de agua dulce. Son abundantes en todo el mundo y, en especial, en aguas tropicales, donde junto con otros invertebrados, como los corales, son importantes en la formación de depósitos calcáreos (calizos).
Todos los grandes grupos existentes en nuestros días tenían representantes vivos en el cámbrico, hace unos 570 millones de años. Hay una considerable polémica acerca de la relación entre las esponjas y otros grupos de invertebrados. Se acepta que son una línea multicelular derivada de protozoos unicelulares, pero su relación con los cnidarios (medusas y corales) está menos clara. Un punto de vista habitual es que tanto los cnidarios como las esponjas tuvieron un antecesor común.
2
CARACTERÍSTICAS
Anatomía general de una esponja

Son animales sésiles, que viven fijos al sustrato, cuyo tamaño varía desde unos pocos milímetros hasta los más de 2 m de diámetro que pueden alcanzar algunas especies. Generalmente tienen forma irregular, aunque algunas presentan simetría radial. La organización celular de las esponjas es muy sencilla y consiste en una capa externa de células de recubrimiento (pinacocitos) y una capa interna de células flageladas o coanocitos, también llamadas células con collar, que hacen circular el agua a través del animal. Entre estas dos capas hay multitud de células ameboides o arqueocitos, similares a amebas, y estructuras esqueléticas de sustentación, a menudo en forma de espinas duras y cristalinas de carbonato cálcico o de sílice, llamadas espículas, o formadas por unas fibras de una sustancia proteica llamada espongina. No poseen órganos ni verdaderos tejidos.
Esqueleto de una esponja
Esta esponja de baño es el esqueleto de un animal marino llamado esponja. Es el más primitivo de los animales multicelulares. Su esqueleto puede ser de sílice, carbonato de calcio, espongina (un material proteico flexible), o una combinación de estos materiales.

El cuerpo de las esponjas presenta numerosos poros laterales llamados ostiolos, que están interconectados por medio de canales, la mayor parte de los cuales están tapizados por coanocitos. Las esponjas se alimentan absorbiendo agua a través de los ostiolos y expulsándola por una o varias aberturas grandes llamadas ósculos. Las células flageladas o coanocitos mantienen una corriente de agua por los canales interiores de la esponja y atrapan las partículas alimenticias. A veces, los canales están provistos de pequeñas cámaras, llamadas cámaras flageladas, que son las que contienen los coanocitos.
3
REPRODUCCIÓN
La reproducción puede ser sexual o asexual. En el primer caso, las esponjas suelen ser hermafroditas pero se fecundan las unas a las otras. Pueden ser ovíparas o vivíparas. Las primeras liberan al agua tanto los óvulos como los espermatozoides, que se unen para producir una larva con capacidad para nadar y que finalmente se asienta sobre una nueva superficie. En las especies vivíparas, un individuo libera los espermatozoides en el agua, y estos son recogidos por otro que los introduce dentro de su cuerpo. Tras la fecundación, estas esponjas retienen el cigoto en su interior, liberando al agua la larva.
La reproducción también puede realizarse asexualmente, por medio de yemas externas o yemas internas, llamadas gémulas, cada una de las cuales puede dar lugar a una nueva esponja. Las esponjas tienen una gran capacidad de regeneración, pues son capaces de restaurar las partes perdidas. Además, estos invertebrados tienen también un gran interés para los especialistas en biología del desarrollo, dado que son capaces de recomponerse a partir de sus células separadas en una suspensión.
4
ESPONJAS DE EXPLOTACIÓN COMERCIAL
Se consideran con interés comercial unas pocas especies de esponjas, llamadas esponjas de baño. Su esqueleto se compone solo de espongina, un material proteínico flexible, y carece de espículas duras. Las esponjas del mar Mediterráneo son las mejores y las más suaves; las siguen en calidad las del mar Rojo, y las especies antillanas, que son más ásperas y menos duraderas. Las esponjas son recolectadas por buceadores, y a continuación se deja descomponer el tejido vivo. El esqueleto remanente se lava, se blanquea y se corta en los familiares bloques que se venden en las tiendas.
Clasificación científica: las esponjas componen el filo Poríferos (Porifera). Existen cuatro grandes grupos. Todas las esponjas pertenecientes a la clase Calcáreas (Calcarea), también llamadas calciesponjas, son marinas, con espículas esqueléticas compuestas por carbonato de calcio. Las esponjas pertenecientes a la clase Hexactinélidas (Hexactinellida) son todas marinas y viven en aguas profundas; dado que su esqueleto es de sílice y muestra bellísimas disposiciones de seis puntas, se denominan también esponjas vítreas. La clase Demosponjas (Demospongiae), que agrupa un 95% de las especies de esponjas vivas, comprende las esponjas con espículas silíceas (no hexarradiadas) o de espongina, o ambas; salvo las esponjas de la familia Espongílidos, que viven en las aguas dulces, las demás son marinas. Las esponjas de la clase Esclerosponjas (Sclerospongidae) presentan un delgado esqueleto de espongina y sílice que rodea un esqueleto calcáreo central más robusto; también conocidas como esponjas coralinas, viven sobre arrecifes de coral y en lugares escondidos o cuevas.

martes, 20 de septiembre de 2011

No hay comentarios :

Entradas populares