El asombroso Caballito de mar









El caballito de mar que aparece en la fotografía es la especie Hippocampus hudsonius. Después del apareamiento, la hembra introduce su puesta, ya fecundada, en la bolsa abdominal del macho. El macho es el encargado de cuidar los huevos hasta que nacen las crías.

Caballito de mar, cualquiera de una serie de peces pequeños de la misma familia que la aguja. Su nombre proviene de la similitud existente entre su cabeza y la de un caballo. Tiene mandíbulas largas y tubulares a modo de hocico. Su cuerpo es comprimido, con una cola alargada y en el tegumento (cubierta externa) tienen una serie de placas óseas grandes y rectangulares con espinas y proyecciones a lo largo de sus líneas de unión. Estas espinas, junto con las aletas divididas similares a banderolas de algunas especies, los hacen asemejarse a las algas marinas entre las que viven. Hay unas 30 especies en varios mares cálidos y templados. Todas ellas viven cerca de la costa, y a menudo se desarrollan en aguas salobres. Al igual que en el caso de la aguja, los machos se hacen cargo de los huevos. Después de una danza nupcial lenta y graciosa, la hembra introduce su puesta ya fecundada en la bolsa abdominal del macho. El macho recoge la puesta de varias hembras, hasta que llena su bolsa, cuyas paredes interiores están muy vascularizadas y envuelven a los huevos para alimentarlos con las sustancias nutritivas de su sangre. El caballito de mar común de las costas norteamericanas del Atlántico es una de las especies de mayor tamaño. Alcanza una longitud de más de 13 cm.
Clasificación científica: los caballitos de mar componen el género Hippocampus, perteneciente a la familia Singnátidos. La especie Hippocampus hippocampus es bastante común en el Atlántico y en el Mediterráneo, mientras que Hippocampus ramulosus es menos abundante.


jueves, 9 de diciembre de 2010

No hay comentarios :

Entradas populares