El regreso de la era glacial









Para algunos científicos el clima  del mundo está cambiando año con año.

Las condiciones climáticas propias de un ciclo y las propiciadas por la polución provocada por el hombre podrían provocar un retorno  de las condiciones  de la última edad glacial  que terminó hace 25,000 años, cuando los mamuts recorrían el Norte de Europa y los osos polare nadaban en el Tamesí.


Cambo climático, se enfría el planeta
A partir del siglo XIV existen indicios  y testimonios  que el hemisferio norte se enfría gradualmente. Los inviernos son ahora más crudos y los veranos más intensos.

Desde 1940 Gran Bretaña ha sufrido  cinco inviernos en lo que la temperatura media de todo un mes   se mantuvo bajo cero. El hecho jamás de había producido de 1896 a 1939.  Desde 1740 el invierno más riguroso  fue el de 1962-1963.

En Inglaterra basta el  descenso de un grado en la temperatura para que el cereal no germine en el norte del país. En cambio la industria pesquera del sudoeste se vería beneficiada.


Según biólogos destacados en Plymouth, las aguas cercanas a Devon  y Cornualles se pueblan de un creciente número de peces de aguas frías, como el bacalao, el abadejo y el lenguado . si la tendencia continua, las perspectivas no pueden ser más halagüeñas.

Los océanos, termostatos del cambio climático


Se asegura que los océanos actúan a manera de termostato  del planeta, que regulan  la sucesión de las edades de hielo, separadas por intervalos templados. El Ártico está casi  totalmente rodeado de tierra, con excepción del minúsculo  estrecho de Bering y el espacio entre Noruega y Groenlandia. Bajo el agua  de esta zona, existe una plataforma  a solo 90 metros  de la superficie. Al adentrarse el Atlántico, más templado en el Ártico  por encima de esta plataforma, el casquete polar de hielo  se funde. El aire se carga de humedad que precipita  en forma de nieve  sobre las tierras circundante. Esta nieve forma los glaciares.

Los vientos helados, libres ya de su humedad, soplan de los glaciares y asolan los campos fértiles que convierten en desiertos.

En las montañas de hielo se almacenan grandísimas cantidades de  humedad procedentes  de los océanos. De ese modo desciende el nivel de los mares. Y queda al descubierta la plataforma noruego-groelandesa, que actúa como un gigantesco termostato. El Ártico, separado de las  aguas templadas del Atlántico, se hiela; y los glaciares  que no reciben  nieve, empiezan a fundirse  bajo el sol del verano, inmediatamente empieza a subir el nivel del océano  y el ciclo se repite de nuevo.

Efectos de la contaminación
También la actividad del hombre puede  acelerar  el retorno de los hielos. Todas las industrias del mundo y los millones de automóviles, lanzan a la atmosfera  por sus chimeneas y tubos de escape, millones de toneladas  de polvos y gases que impiden el paso de la luz solar y crean el efecto invernadero; a la vez se destruye la capa de ozono que nos protege de los rayos ultravioleta; esta capa contaminante refleja parte de la luz solar  y deja escapar  gran cantidad de  radiación infrarroja de la superficie terrestre. Ello supone pérdida de calor.

La Tierra se enfría
Sino se controla la emisión de contaminantes, la Tierra puede enfriarse tres grado y medios en 50 años. Esto podría ocasionar el crecimiento de los casquetes polares de hielo  que empeorarían aún más la situación  al reflejar mayor cantidad de radiación solar. Sin embargo, admiten los científicos, que en el pasado los volcanes han arrojado inmensas cantidades de polvo.


Ha la fecha, el cambió climático se ha acentuado dramáticamente, alteraciones climáticas como “El Niño” dejan caer inmensas cantidades de lluvia y genera mega ciclones; las inundaciones son feroces y los ríos se reencauzan ocasionando graves tragedias. No sabemos, los profanos en el tema, si la Tierra se enfría o se calienta, pero de lo que si estamos seguros, que de no tomar las medidas pertinentes, caro habrá de cobrar la naturaleza la polución ambiental provocada por el hombre.


Extraído del Gran libro de lo asombroso e inaudito. Libro editado en 1977, algunas modificaciones al tema.

viernes, 13 de agosto de 2010

No hay comentarios :

Entradas populares