Los asombrosos Artrópodos









Grillo campestre
El grillo, con su familiar llamada, es uno de los insectos más conocidos en buena parte del mundo. De hábitos nocturnos, es omnívoro y come insectos, incluidos pulgones, y vegetación.

Milpiés
Es un artrópodo segmentado que vive en hábitats cálidos y húmedos de todo el mundo. Puede tener entre 9 y más de 100 segmentos, cada uno con un par de patas. Se alimentan de vegetación descompuesta y son, en general, inofensivos. Cuando se sienten amenazados se enroscan y adoptan forma esférica. Para defenderse de los insectos depredadores, dependen de sus glándulas hediondas que segregan una sustancia maloliente para repelerlos.

Artrópodo, término que se aplica a animales invertebrados dotados de un esqueleto externo y apéndices articulados, como los crustáceos, los insectos y las arañas; artrópodo significa ‘patas articuladas’. Los artrópodos son protóstomos eucelomados (véase Animal) y presentan, al igual que los anélidos, una segmentación externa. Constituyen el mayor filo del reino Animal, con más de 1 millón de especies presentes en casi todos los hábitats.
2
CARACTERÍSTICAS
Gusano de terciopelo
El gusano de terciopelo tiene características propias de los filos Arthropoda (animales de patas articuladas) y Annelida (gusanos segmentados). El término gusano no representa a ningún grupo animal y se aplica a muchos animales de cuerpo blando y alargado carentes de extremidades desarrolladas.

Es probable que los primeros artrópodos fueran muy similares a sus presuntos antecesores, los anélidos. Su cuerpo era largo y blando y tenía muchos segmentos, todos ellos muy similares y equipados con un par de patas. Posteriormente la superficie del cuerpo se endureció hasta formar un esqueleto externo (exoesqueleto) o cutícula que contiene quitina, proteínas, lípidos y sales de calcio. Esto tuvo muchas ventajas por lo que se refiere a la protección del cuerpo, pero también algunos aspectos negativos. Por ejemplo, el animal debe desprenderse del exoesqueleto (muda) para hacer posible el crecimiento, y durante este proceso su cuerpo es blando y vulnerable. La resistencia y otras propiedades del exoesqueleto disminuyen también al aumentar el tamaño, por lo que los artrópodos nunca son muy grandes. Las langostas pueden alcanzar un peso de unos 20 kg, pero los artrópodos terrestres, sin la sustentación del agua, nunca alcanzan tamaños similares. El exoesqueleto impide que se deshidraten, no obstante, impone mecanismos especiales para respirar, como tubos (tráqueas) que transportan aire directamente desde la ‘piel’ hasta los tejidos del cuerpo.

Anatomía externa de un insecto
Este escarabajo ha sido diseccionado para mostrar los diversos componentes de su anatomía. La cabeza, o segmento anterior, contiene los ojos, la boca y las antenas. En el primer segmento de tórax, detrás de la cabeza, se sitúa el primer par de patas. La sección trasera del cuerpo, que incluye los segmentos segundo y tercero del tórax y el abdomen, contiene las demás patas ambulatorias y los órganos vitales del cuerpo. Las alas carecen de músculos y son accionadas por músculos situados dentro del abdomen. El exoesqueleto es de un material quitinoso duro.

La superficie corporal de los artrópodos presenta una gran variedad de órganos de los sentidos, muchos de los cuales son distintos a los de los vertebrados. Los órganos sensoriales incluyen de uno a muchos pares de ojos, simples o compuestos o ambos, y a menudo antenas, que sirven como órganos del tacto y del gusto. El sistema nervioso de los artrópodos es bastante complicado, pero limitado por su tamaño comparativamente pequeño.
3
EVOLUCIÓN
La evolución de los artrópodos ha sido de forma especial digna de atención por las numerosas variaciones que se han producido en el modelo corporal básico, donde se incluyen órganos como las alas, que permiten gran variedad de modos de vida distintos. A diferencia de lo que ocurre en los anélidos, los segmentos o metámeros de los artrópodos están más especializados en funciones concretas. Es perceptible una clara tendencia hacia la reducción del número de segmentos y extremidades, y hacia la especialización y transformación de éstas. Las extremidades empleadas para caminar se hacen más largas, más eficaces para la locomoción, y se concentran en las proximidades de la cabeza, mientras que otras extremidades asumen otras funciones como la masticación o la percepción del entorno. El ciclo vital también experimenta un proceso de especialización, en función del cual diferentes fases se adaptan a diferentes circunstancias. A menudo se produce un pronunciado cambio de forma, llamado metamorfosis, en el que el individuo joven, o larva, es muy diferente del adulto, o imago. Estos cambios evolutivos, que en ocasiones se dice condujeron de los artrópodos ‘primitivos’ a los ‘evolucionados’, se han producido de hecho una y otra vez en grupos separados. Por ello, algunos científicos mantienen que los artrópodos no constituyen una unidad que descienda de un antecesor común, y proponen que sean divididos en varios filos.
Clasificación científica: los artrópodos forman el filo Artrópodos (Arthropoda), que se divide en cuatro subfilos. El subfilo Unirrámeos (Uniramia) comprende cinco clases: Diplópodos (Diplopoda), los milpiés; Quilópodos (Chilopoda), los ciempiés; Paurópodos (Pauropoda), animales pequeños sin ojos y de cuerpo cilíndrico que llevan 9 o 10 pares de patas; Sínfilos (Symphyla), los ciempiés de jardín; e Insectos (Insecta). El subfilo Crustáceos (Crustacea), que es sobre todo marino (aunque no es infrecuente en tierra firme) y abunda en el agua dulce, comprende animales como las langostas, las quisquillas y los cangrejos. Los crustáceos tienen dos pares de antenas. El subfilo Quelicerados (Chelicerata) está formado por tres clases que se caracterizan por presentar el primer par de apéndices modificados en quelíceros y por carecer de antenas. Los miembros de la clase Picnogónidos (Pycnogonida) (arañas de mar) tienen largas patas y se alimentan sorbiendo los jugos de animales marinos. Los únicos representantes vivos de la clase Merostomados (Merostomata) son los cangrejos cacerola. La clase Arácnidos (Arachnida) incluye animales como las arañas, los escorpiones, las garrapatas y los ácaros, que son por lo general terrestres. De los grupos de artrópodos extintos, el más conocido es el de los trilobites, que constituye el subfilo Trilobites (Trilobitomorpha).


martes, 30 de noviembre de 2010

No hay comentarios :

Entradas populares